El Ayuntamiento recibe la batuta del primer director de la Banda Municipal de Música

- en Cultura
Banda Municipal de Música
  •  La familia de Castor Iglesias Pollo entrega el instrumento musical al alcalde, Carlos García Carbayo, para que quede depositado en un lugar donde pueda apreciarse su valor histórico
  • Carbayo destaca la defensa de la tradición musical salmantina promoviendo desde el Ayuntamiento que la música salga a la calle, al encuentro de los ciudadanos, y enseñando a las nuevas generaciones a amar y respetar las diferentes manifestaciones del patrimonio cultural

El alcalde de Salamanca, Carlos García Carbayo, ha recibido hoy en el Ayuntamiento la batuta con la que el primer director de la Banda Municipal de Música, Castor Iglesias Pollo, lideró la agrupación surgida en el año 1963. Con motivo del 60 aniversario de la Banda Municipal de Música de Salamanca, la batuta que durante estos años ha guardado su hija, María Isabel Iglesias, ha sido entregada por la familia para que quede depositada en un lugar donde podrá apreciarse este instrumento musical con eminente valor histórico.

Durante el acto, en el que también intervino un nieto de Castor Iglesias, Juan Simoes Iglesias, y que contó con la presencia de otros familiares, el alcalde recordó los inicios de la Banda Municipal de Música, la única profesional en Castilla y León, promovida por el entonces concejal José Porras de la Mata para decorar actos institucionales, lúdicos y de entretenimiento, además de acercar atriles y pentagramas hasta las escuelas para inyectar entre los jóvenes la pasión por la música a través de la didáctica.

Como explicó Juan Simoes, “Castor Iglesias se valió de la música para servir a sus conciudadanos y a las instituciones a las que representó, el Ayuntamiento y la Diputación Provincial. Entendió la música como un arte universal capaz de unir a las personas, crear belleza, llegar a los corazones y hacernos soñar. Algo que sigue sin pasar de moda y que hoy se nos antoja más necesario que nunca ante los tiempos que vivimos”.

Tras su primer concierto público el 4 de septiembre de 1963 en el Salón de Recepciones del Ayuntamiento, “la acogida por parte de la sociedad salmantina fue excepcional y el parque de La Alamedilla se llenaba los sábados por la tarde y los domingos por la mañana cuando la banda se subía a la curva del templete, aquella especie de auditorio en piedra que muchos aún recordamos. Las familias salmantinas disfrutaban con las oberturas, pasodobles y zarzuelas, que bailaban y tarareaban con gran júbilo”, añadió Carbayo.

El alcalde destacó que la Banda Municipal es un referente musical de Salamanca, dando valor añadido a la cultura y al ocio, despertando la alegría, el bullicio y la algazara de la sociedad salmantina bajo la dirección de Castor Iglesias, primero, y después de Francisco Pastor, Rafael Collado, Manuel Rico y Mario Vercher, este último su actual director.

Sesenta años después, mantiene su estructura con una treintena de músicos, interpretando con gran éxito repertorios con complejas partituras en las Ferias y Fiestas de la ciudad, en las Ferias del Libro y otros eventos especiales en el Teatro Liceo o la Plaza Mayor, como este año en el centenario de Tomás Bretón (a quien siempre admiró Castor Iglesias, que también dirigió la puesta en marcha de la Tuna Escolar Salmantina en 1933) o ahora en Navidad. Incluso óperas como ‘El Fantasma de la Ópera’ y ‘Carmina Burana’.

Desde el Ayuntamiento de Salamanca defendemos la tradición musical salmantina y para ello sacamos la música a la calle, al encuentro de los ciudadanos, y estamos enseñando a las nuevas generaciones a amar y respetar las diferentes manifestaciones de nuestro patrimonio cultural. Esta batuta representa el acorde de la tradición, la banda sonora de la historia de Salamanca y me atrevería a decir que de la historia de España”, concluyó Carbayo.

Autor

Equipo de redacción de NOTICIAS Salamanca. Tu diario online. Actualizado las 24 horas del día. Las últimas noticias y novedades de Salamanca y provincia.