Soneto del Pozo de los Humos

- en Firmas

Donde corre el Duero hacia Portugal,
prodigiosa se oculta una cascada
de blanca espuma, brillante, plateada,
secreto de la España occidental.

El agua se torna monumental
y su estela en la piedra dibujada
susurra dulce su eterna tonada
en la hermosa tarde primaveral.

“De los Humos” así se llama el Pozo
al que conduce la sinuosa senda;
el rumor del río trae con alborozo

la frescura que obsequia como ofrenda;
queda en el aire el seductor sollozo
de su encanto, su magia y su leyenda.

0 0 votos
Valoración
Subscríbete
Notifícame sobre
0 Comentarios
Feedbacks en línea
Ver todos los comentarios