La Junta contratará a otros 90 investigadores predoctorales durante cuatro años

- en Educación
  • A la Universidad de Salamanca se le han concedido 38 ayudas para financiar la contratación y una a la Fundación e Investigación de Cáncer de la USAL

La Junta está preparando a Castilla y León para un futuro de éxito marcado por la modernidad. Así, las políticas de apoyo a la investigación son fundamentales para el Gobierno que preside Mañueco, tal y como lo demuestra la nueva resolución publicada hoy en el Boletín Oficial de Castilla y León (Bocyl). Se trata de la convocatoria de concesión de ayudas destinadas a financiar la contratación predoctoral de personal investigador.

Esta línea de ayudas supone para la Consejería de Educación una inversión de 8.595.000 euros y permitirá contratar a 90 jóvenes investigadores durante cuatro años -el máximo periodo que permite la normativa actual- en una clara apuesta por la retención del talento en el sistema científico de la Comunidad. Así, los candidatos que deseen conseguir alguno de estos contratos deberán contar con un excelente historial académico, estar realizando un programa de doctorado en alguna de las universidades públicas de Castilla y León o en una universidad privada de la Comunidad sin ánimo de lucro, y que colaboren en la realización de un proyecto de investigación.

Los 90 nuevos investigadores trabajarán en un proyecto novedoso e innovador con el objetivo alcanzar el grado de doctor tras la lectura de la tesis doctoral. Podrán afianzar, además, sus trayectorias de investigación, especialmente en aquellas áreas científicas de mayor relevancia e impacto a nivel internacional y aquellas que prestan soporte a las necesidades del tejido productivo regional.

Con la resolución de esta convocatoria, la Dirección General de Universidades e Investigación contribuye a consolidar uno de los objetivos estratégicos de la Estrategia Regional de Investigación e Innovación para una Especialización Inteligente (RIS3) de Castilla y León. Estas subvenciones están cofinanciadas por el Fondo Social Europeo (FSE).

Estos contratos se realizarán con las universidades públicas, con universidades privadas sin ánimo de lucro, con organismos públicos de investigación con sede en infraestructuras científico-técnicas singulares -como son el Centro Nacional de Investigación sobre la Evolución Humana (Cenieh) o el Centro de Láseres Pulsados Ultraintensos (CLPU)- o bien en algunas de las fundaciones de ámbito sanitario que colaboren en la realización de un proyecto de investigación. En todos estos casos su sede debe ubicarse en Castilla y León.

En concreto, a la Universidad de Burgos (UBU) se le han concedido 16 ayudas para financiar la contratación, a la Universidad de León (ULE), 13; a la Universidad de Salamanca (USAL), 38; a la Universidad de Valladolid (UVA), 13; al Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), 8; y a la Fundación e Investigación de Cáncer Universidad de Salamanca (FICUS), 1 ayuda. De los 90 contratos que se suscribirán, el 60 % lo harán con jóvenes investigadoras.

 

0 0 votos
Valoración
Subscríbete
Notifícame sobre
0 Comentarios
Feedbacks en línea
Ver todos los comentarios