Dos entradas en Béjar: la de Mª Alberta de Castro en la villa en 1679 y la de Carmen Cascón en el CEB en 2022

- en Cultura
Aviles Camara Montero Cascon y Sanchez

Este sábado 28 de mayo a las 12 del mediodía, ha tenido lugar en el salón de plenos del Ayuntamiento de Béjar la lectura del discurso de ingreso como miembro numerario del Centro de Estudios Bejaranos por la historiadora Carmen Cascón Matas, que ha sido contestado por nuestro compañero Javier Ramón Sánchez Martín. El acto se ha desarrollado en presencia del alcalde Antonio Cámara López y de la concejala de cultura Ana Vicente Peralejo, y ha contado con la asistencia de numerosos compañeros y amigos, algunos de los cuales se han desplazado desde localidades distantes. El trabajo hace el número 32 de la colección de discursos y se titula “Entre vuestra excelencia y sea muchas veces bienvenida”. Regocijos, versos y arquitectura efímera en la recepción de la duquesa Mª Alberta de Castro.

Mientras tenía lugar la lectura, hacía justamente 343 años y un día que ocurrieron los hechos que estudia Carmen Cascón en este interesante trabajo. Fue el 27 de mayo de 1679 cuando la jovencísima María Alberta, de tan solo 14 años, llegó a Béjar para comenzar de facto su matrimonio con el duque Manuel de Zúñiga y Guzmán, el Buen Duque, que se había celebrado dos años antes en Madrid. En nuestra ciudad, entonces villa, fue recibida y agasajada con una de aquellas fiestas barrocas tan habituales a lo largo de nuestra geografía, con sus arquitecturas efímeras, sus fuegos artificiales, sus corridas de toros y sus manifestaciones musicales, que podemos reconstruir en nuestra mente con la ayuda de las magníficas ilustraciones de Óscar Rivadeneyra Prieto.

En aquellos días se celebraron también las fiestas del Corpus, cuya belleza apreció la duquesa en toda su extensión. Seguramente, allí surgió el amor de la dama por Béjar, donde desempeñó un importante papel cuando enviudó y tuvo que tomar las riendas del ducado durante la minoría de edad de su hijo primogénito, dado que su marido había muerto en Buda (Hungría) luchando contra los turcos. De todo ello Carmen ha realizado una exposición amena, de la que el mejor elogio que se me ocurre es que parecía que no estaba leyendo el trabajo.

En este punto quiero explicar brevemente por qué tras este acto nuestra compañera ha cambiado de estatus dentro del CEB. Los miembros de nuestra institución se eligen entre personas que destacan por sus investigaciones y publicaciones relacionadas con el ámbito de Béjar y su comarca. En una sesión plenaria, uno de nuestros componentes presenta la candidatura del aspirante, que debe ser avalada por otros dos compañeros. Una vez estudiado el correspondiente currículum, en la siguiente sesión se procede a votación secreta, admitiéndose al candidato como miembro no numerario si obtiene mayoría simple. El nuevo compañero se compromete a realizar un trabajo de investigación, que leerá públicamente en un acto académico, donde le contestará otro componente del CEB. Desde ese momento obtendrá la condición de miembro numerario.

Como sus numerosos lectores saben, Carmen Cascón Matas forma parte de la Junta Rectora del CEB, donde desarrolla una intensa e importante labor de organización y difusión de nuestras actividades desde la secretaría de la institución. Como investigadora exhaustiva y perfeccionista que es, se ha tomado su tiempo para estudiar el tema que desarrolla en su discurso y estábamos esperando con verdadero interés su publicación. Como en todos sus escritos, Carmen logra en este trabajo el difícil equilibro entre el rigor que exigen los eruditos y la sencillez y amenidad que acercan la narración a cualquier lector. Por ello, felicito públicamente a nuestra amiga por su intensa e impagable labor y le transmito el orgullo que sentimos sus compañeros del CEB por tenerla en nuestras filas.

Textos: Josefa Montero García.

Fotos: Enrique García Periáñez.

Autor

Miembro del Centro de Estudios Bejaranos desde 2011, donde desempeña el cargo de secretaria desde 2016. Es licenciada en Historia por la Universidad de Salamanca y realiza trabajos de investigación sobre el arte y la historia de Béjar. Su labor de difusión le llevó a fundar en 2008 el blog “Pinceladas de Historia Bejarana” o a colaborar con la cadena Ser Béjar con su sección radiofónica “La bitácora de la historia”. Ha publicado artículos de investigación en Béjar en Madrid, revista de folclore “Joaquín Díaz” de Valladolid, Revista de Ferias y Fiestas de Béjar, revista Estudios Bejaranos, Revista Cultural de Gibraleón (Huelva), Catálogo de Las Edades del Hombre (Ponferrada, Soria y Plasencia) o Revista electrónica de Historia “El futuro del pasado” de la USAL. Ha coordinado las Actas Universitarias de la Revolución de 1868 en Béjar (2018), un congreso organizado por la USAL, el CEB y la Asociación “Béjar 68”, y ha escrito capítulos en los libros colectivos El Fuero de Béjar, editado por el Instituto Castellano y Leonés de la Lengua, las Actas del V Centenario de la Catedral Nueva de Salamanca y la Historia de Béjar, volumen II, editado por el CEB y Diputación de Salamanca. Ganó en 2020 el Concurso Literario del Casino Obrero de Béjar con su relato “El aliento de la brisa”.